Isla de Capri. Limoncello y mucho más.

Fecha: Julio 2009

 

Uno de los días que estuvimos en Roma, decidimos hacer algo diferente y contratamos una excursión a Capri, de un día, en una agencia de turismo. La excursión es de todo el día, aunque la verdad, yo recomiendo irse a pasar unos días, porque haciendo la excursión no lo puedes disfrutar de la misma manera, vas corriendo a todas partes y Capri es preciosa, merece quedarse y disfrutarla.

La isla de Capri es una isla de Italia ubicada en el mar Tirreno, en frente a la península Sorrentina, en el lado sur del golfo de Nápoles. Tiene una superficie de 10,36 km², un perímetro aproximado de 17 km y 12.200 habitantes. La isla tiene dos municipios: Capri y Anacapri.

 

Salimos de Roma en un autobus y llegamos a Nápoles. Desde allí vamos al puerto y nos montamos en un ferry dirección a Capri y llegamos al puerto de Marina Grande, que es el primer punto destacable de la visita.

 

El paseo marítimo es precioso, la casas, las tiendas... pero enseguida viene un microbús que nos lleva al casco antiguo de la ciudad situado en la parte más alta de isla. Las carreteras son para verlas, estrechas y con alguna que otra curva, que cuando te cruzas con otro coche, sufres porque piensas que no pasas. En general, en la isla están vetados los coches y hay muy pocos. Así se puede disfrutar con calma de los paseos, la tiendas exclusivas, las vistas...

La Piazzetta es el centro neurálgico de la isla donde encontramos la Iglesia de San Stefano, las tiendas de lujo y los restaurantes. Desde hace tiempo, la isla es un lugar exclusivo donde muchos famosos y gente importante van a veranear incluso los antiguos emperadores romanos la elegian para relajarse, construyendo edificaciones preciosas.

 

El emperador Tiberio se retiró en sus últimos onces años construyen la Villa Jovis. Julio César y Augusto también tenían las suyas propias.

 

Después de dar una vuelta, tenemos la opción de coger un telesillas y subir al monte Solaro, la más alta de la isla, está ya alejada de la zona más glamourosa donde hay unas vistas increibles.

Bajamos otra vez con el telesilla, fuimos a comer, dimos una vuelta, compramos unas botellas de Limoncello de Capri, muy bueno por cierto, y volvimos otra vez al puerto para coger una embarcación hacia la Gruta Azul, el punto más famoso de toda la isla.

 

La gruta tiene una profundidad de entre 15 y 20 metros, y su nombre se debe al intenso color de sus aguas. En el interior de la gruta, el mar parece estar iluminado por debajo del agua. Se trata de un magnífico color azul que se debe a otra apertura en la gruta, completamente sumergida y situada en la parte inferior de piedra caliza.

 

Permite la entrada de la luz del sol iluminando el agua desde abajo. Los pasajes subterráneos que conducen a la gruta están parcialmente cerrados, aunque se cree que una vez estuvieron conectados a las catacumbas de las tumbas romanas. En el exterior, justo sobre la Gruta se ubican los restos de la Villetta de Gradola o Gradelle, una pequeña villa de época romana.

 

Cogemos una lancha y nos lleva hasta la entrada de la gruta, y ahí hay unas barcas pequeñas para poder entrar, ya que tiene una apertura parcialmente sumergida en el mar, que es bastante pequeña. Dependiendo de la corriente y de la altura del oleaje que golpee la entrada de la gruta, no se puede entrar. Para entrar te has de tumbar en la barca para no dar con las paredes de la gruta.

Una vez entras, las fotos no muestran la belleza del lugar, eso es para vivirlo. Los guías dentro de la cueva suelen cantar y muestran el eco y la sonoridad de la gruta natural.

 

Los emperadores romanos que descansaban en chalets en la Isla de Capri, al parecer usaban la Gruta Azul como baño privado. Actualmente nos comentaron que en las épocas más turísticas no está permitido el baño, pero en setiembre en principio sí que dejan.

 

De vuelta al puerto, da tiempo a otra vueltecita, un heladito y a coger otra vez el Ferry. Nos vamos con ganas de mas, un sitio precioso con poco tiempo de verlo, no descarto que volvamos en uno de esos meses que esté permitido el baño a ver si hay suerte!!!

Escribir comentario

Comentarios: 0